ENTREVISTA EN LA OPINIÓN DE MURCIA [15/05/14]

Entrevista realizada por A. CARRIÓN PAZO para el suplemento “Paraninfo” del diario La Opinión de Murcia, del pasado Jueves, 15 de Mayo de 2014, motivada por la concesión del premio de poesía “Dionisia García”.

En el periódico se produjeron algunos cambios y recortes. Unos significativos, otros imagino que por asuntos de edición. Otros, simplemente sin sentido, que no cambian la intención de la respuesta. Por lo que os dejo aquí la entrevista tal y como yo la envié al diario.

Para un lector que no haya leído su poemario POSTALES EN UN CAJÓN DE GALLETAS, ¿qué se puede encontrar en él? ¿Qué temas trata?

“Postales en un cajón de galletas” toma el nombre de uno de los versos del poema “Retrospectiva”, que abre el libro. En general, podría decirse que el poemario pretende ser exactamente eso: una retrospectiva. Es un libro que ha tardado quince años en gestarse, porque soy muy quisquilloso a la hora de dar por finalizado un poema, aunque no lo parezca a priori. A la semana de pensar que está concluido tal o cuál poema, ya veo alguna deficiencia y busco alguna alternativa, cambio alguna coma. Parece como si estuviera desparasitándolos cada dos por tres.

Por lo tanto, el lector se encontrará con un resumen de aquellos momentos que han sido significativos para el poeta y que han quedado en la memoria como postales de una vida. Postales que van cambiando con cada nueva visión y lectura, pues ya es otro quien se acerca de nuevo a ellos. Hay en esta colección de postales temas variados, pero también recurrentes: el amor, principalmente; el amor a las personas que han sido culminantes en nuestra forma de ser y de entender las cosas. También hay poemas que hablan de cotidianidades que nos devuelven al paraíso de los recuerdos hermosos; o de ciertos aspectos de la sociedad actual con los que no me siento especialmente identificado.

 ¿De dónde surgió la idea?

No hay un chispazo, un big bang determinante para este libro. Como he dicho, se ha ido cocinando muy lentamente, casi podría decirse al baño maría, que es un proceso con el que me siento muy a gusto. Hay que verlo como una colección de postales. Tiene la cohesión que tiene cualquier colección, cuando el colector comprende lo que está haciendo.

¿Para usted qué es poesía o como entiende que debe ser la poesía?

 La poesía va engarzada no sólo al lenguaje, sino sobre todo a la necesidad de comunicarse que tiene el hombre. El primer gesto de asombro o de admiración, la primera exclamación que hubo en este mundo ante una puesta de sol o el fallecimiento de una persona es poesía, o debería entenderse como tal. Como la música, es algo que está en el hombre, y éste no puede desprenderse de ella. Es imposible. Se puede cultivar más y mejor, se puede definir de mil maneras, pero hasta el más analfabeto de los analfabetos lleva la poesía dentro de él.

Sin poesía, no hay vida. Parece una definición de postureo, pero es la realidad. Los que quieran vivir sin ella, que Dios los asista, pero su paso por este sitio será completamente hueco.

 ¿Está en crisis la poesía? ¿O simplemente vivimos en un mundo que se “desculturiza” poco a poco? en un mundo donde la literatura y la poesía no tienen casi cabida en nuestra educación?

Si me pregunta si hay crisis entre los poetas, le diré que sí. No conozco a muchos que puedan vivir de lo que genera su poesía, en cuanto a dividendos. Si usted conoce a alguno, felicítelo de mi parte.

Si se refiere a que si la poesía en cuanto a calidad está en crisis le daré un no de lo más rotundo. En nuestro idioma, hay poetas excepcionales, aunque este año la muerte se ha enfadado con nosotros y nos está arrebatando a unos cuantos que eran prodigiosos, como Félix Grande o José Emilio Pacheco. Pero aún queda una nómina excelente entre los que colean, entre los consagrados y los que van emergiendo. Es cuestión de ponerse a investigar e ir descubriéndolos.

En cuanto a cómo repercute la crisis actual a la poesía, pues prácticamente en nada, porque los sistemas educativos y los medios de comunicación de este país llevan más de dos décadas intentando que desaparezca. La poesía ya estaba en crisis cuando las ciudades se llenaban de grúas y de cajas de dinero en b, cuando todo era felicidad porque vivíamos a tutiplén y éramos como los habitantes de un parque temático. Entonces, tampoco importaba la poesía.

No es una cuestión de “desculturalización”, como usted dice: es un ataque programado contra ella desde todas las instituciones, porque se sabe que la palabra es poder y, por extensión, la gran arma de destrucción masiva de los sistemas capitalistas es la poesía, que abre cualquier mente. Ponga usted a un joven de quince años frente a un poema de Pablo García Casado o de Yolanda Castaño y verá cómo se interesa con el paso del tiempo en el verdadero por qué de cómo le están infectando y anulando socialmente.

¿Qué papel debe o puede jugar la poesía en tiempos injustos y de crisis como el actual? Incluso de censura a la libertad de expresión.

 En este sentido, creo que algo he respondido en la anterior. La poesía ha de servirnos de linterna en estos tiempos oscuros. Muchas linternas iluminan un estadio un día de concierto. O hacen de faro, que es una imagen muy repetida. Las señales luminosas nos dicen incluso si hay vida en otros planetas. La poesía debe alimentarnos, debe actuar como canal para comprender de qué va el juego, quiénes son los verdaderos responsables de estos descalabros sociales.

Lo último que ha de hacer un ciudadano es creerse la mentira generalmente extendida de que él es el responsable último o primero de todo lo malo que pasa en su sociedad. Y, por supuesto, un lector de poesía sabe en todo momento que no lo es. Imagínese por ejemplo a un cuarto de millón de personas recitando a Lorca, a Benedetti, a Gelman en una vía pública, a pleno pulmón, como los hinchas del Calderón el otro día. ¿Qué gobierno puede asumir tanta vergüenza?

10358033_10153080378412366_1745267566_n(c) Pedro Merino

10363507_10153080378402366_1389263387_n10385161_10153080378407366_61560767_n(c) Inma Rodríguez

p.d. Gracias a Inma Rodríguez y Pedro Merino por las fotos.

p.d. 2 A ver si alguien sabe qué significa eso de “poeta pacense”, aunque Murcia me viera nacer; ando algo confuso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s