EL CRUCIGRAMA

EL CRUCIGRAMA,

ÁNGEL MANUEL GÓMEZ ESPADA

Cuando resolvió el crucigrama se quedó mirándolo largo rato, estupefacto: los huecos conformaban, en orden cronológico, los nombres de todas las mujeres que había amado. Su perplejidad fue mayúscula cuando descubrió que en el 21 vertical se señalaba un nombre que le era completamente desconocido.

Ese día no dejó de tocarse el anillo que portaba en el anular izquierdo.

p.d. Microrrelato ganador del I Concurso Musa Cafeína & Litografía Viña, de Gijón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s